13 junio 2012

El efecto elefante

No ha sido el efecto mariposa. Más bien se trata del efecto elefante. Porque de ninguna manera el aleteo de un lepidóptero ha podido provocar una conmoción sísmica en la Liga española.

Esto ha sido cosa de la estruendosa y demoledora pisada de un gran mamífero.

No puede entenderse de otra forma el descenso de un Villarreal proveniente de Liga de Campeones, recordado semifinalista del torneo en 05-06, con el famoso penalti de Riquelme, y habitante natural en el último decenio de la zona VIP del campeonato.

Pero... ¿en qué afecta al Real Valladolid el descenso amarillo? Siguiendo este argumento de la teoría del caos, la caída al infierno de plata del conjunto profesional provoca la automática del Villarreal B cuando finalice la Segunda. Un equipo y su filial no pueden competir en la misma división.

Esto conlleva una variación en los descensos. Ya no bajan los cuatro últimos sino los tres peores y el Villarreal B, actualmente decimotercero. El decimonoveno, que marcaba el pozo antes de que el submarino amarillo hiciese honor a su nombre, ocupa ahora zona de salvación.

El actual propietario de ese puesto es el Girona. Suma 38 puntos. Su inmediato seguidor y primero en zona letal, el Alcoyano, cuenta con 34. Es decir, la salvación está actualmente cuatro puntos más barata tras el enésimo fracaso de Lotina.

«Vale, ya nos ha explicado quién baja y quién no, que tampoco es tan difícil. ¿Y en qué puñetas afecta esto a mi Pucela», pensarán ustedes. Pues en algo importante. Tres de los cinco rivales que le esperan al Real Valladolid hasta final de Liga ocupaban puestos más o menos cercanos al descenso. Dos lo siguen haciendo, pero a más distancia. El otro entona su adiós al peligro. Tres buenas noticias.

Quienes lo bordean son Guadalajara (18º, 40 puntos) y la cuenta expansión del banco de Sabadell (17º, 43 puntos). El otro es el Recreativo (12º, 46 puntos). Matemáticamente aún puede caer, pero es casi imposible. El casi lo invitan a escribir trayectorias como la del Rayo, salvado in extremis tras un bagaje de 3 puntos de los 27 últimos en disputa, antes del partido final con el Granada.

Para alcarreños, catalanes y andaluces el caos del Villarreal ha sido maná caído del cielo. El Guadalajara ha pasado de encontrarse a 2 puntos de la salvación a situarse a 6. El Sabadell, que estaba a 5, se halla ahora a 9. Y el Recreativo, que podía meterse en problemas a 8 puntos del infierno, se ha distanciado a 12. Con 15 por jugarse afronta el final de Liga más que tranquilo.

La redefinición de los descensos provoca que Guadalajara y también la Cuenta Expansión del Sabadell no salgan ante el Valladolid con el cuchillo de la desesperación entre los dientes, aunque con toda lógica intentarán huir aún más del peligro.

Quizá los deportivistas, que llegan a Zorrilla para echar el telón de la Liga, ni siquiera necesiten ya los puntos. Tampoco le urgirán sobremanera a un Recre sin posibilidades de promoción.

Si el Villarreal ha mostrado involuntariamente su cara más amable al Real Valladolid, el Celta, gran rival de los blanquivioleta por el ascenso directo, puede hablar de una sensación agridulce que quizá gane azúcar con el tiempo.

Los vigueses se enfrentarán en el esprint final de la Liga a dos equipos que se han visto alejados del descenso. Son el ya citado Guadalajara y el Xerez. Éste ha pasado de estar a 7 puntos del averno a situarse a 11 y por tanto a estar con pie y medio en Segunda.

Sin embargo dos equipos en puestos que conllevan la pérdida de la categoría ven la luz por una rendija más. Uno es el Nàstic. El colista ha pasado de encontrarse a 11 puntos de la salvación a situarse a 9. Pero recibe al Celta en la anteúltima jornada y entonces su suerte puede estar ya decidida.

Un problema muy diferente plantea el Alcoyano. El cuadro alicantino marca ahora la frontera del descenso y ha pasado de ver la salvación a 6 puntos a cifrarla en 4. Juega contra los celeste el próximo sábado, de forma que lo hará con sus ilusiones intactas, aunque el escenario del encuentro será Balaídos y lo tendrá más difícil.

Los de Djukic no deben olvidar, quinielas y especulaciones aparte, que el ascenso está en sus botas más que en las de sus rivales.

El Guadalajara puede llegar a Zorrilla salvado y el Recreativo sin jugarse ya nada

El Celta, favorecido ante los alcarreños y el Xerez, se ve perjudicado con Alcoyano y Nàstic.

No hay comentarios:

Publicar un comentario