Créditos online

Y es que dos economías son siempre más fuertes que una. Pero cuando algo falla lo mejor es solicitar créditos online para salir del apuro momentáneo.

Se han ido convirtiendo en una necesidad los créditos online, son mucha las personas que necesitan liquidez, ya sea de forma regular o puntual.

Si pides un crédito personal a alguna entidad bancaria, esto conlleva una serie de explicaciones con las que no todo el mundo se siente cómodo. Dar cuenta de para qué vas a emplear el dinero, es un freno importante a la hora de ir a la oficina de un banco a solicitar uno de los créditos online, por lo que hay quien prefiere recurrir a otras estas opciones online.

Los bancos han sido los encargados de cubrir esta necesidad de toda la vida, pero con el auge de las nuevas tecnologías han ido surgiendo otro tipo de empresas que proporcionan una solución rápida y adecuada y encima sin tener que desplazarse ni perder el tiempo en entrevistas.


Cuando se trata de recurrir a los créditos online, es preciso tener claro que el producto no es igual en todos los casos. Por eso interesa tener muy claro cuales son las características de cada uno para decidir el que nos conviene en todo momento.

Los préstamos rápidos online no requieren de largos trámites, ni tiempos de espera. La solicitud la tramitan en 24 horas aproximadamente y en caso de ser concedidos, el ingreso del dinero suele realizarse en las 24 horas siguientes.

Si se nos presentan situaciones imprevistas que requieren de un desembolso de dinero instantáneo, situaciones que pueden llegar cuando menos las esperas y bien es cierto que no siempre tenemos ese dinero en metálico con el que hacerles frente. Multas, averías e imprevistos en general, nos pueden colocar en un aprieto y los minicréditos online son una solución idónea para afrontar este tipo de situaciones.

Siempre y cuando las cantidades no sean muy elevadas, pues los préstamos online van desde los 50€, pasando por los 300€, que es lo más común que pide la gente, hasta cantidades de 10.000 euros.

Justo para tratar cantidades pequeñas en las que el riesgo es muy bajo, no resulta difícil acceder a este tipo de créditos. Sólo tenemos que rellenar un formulario online  y listo, ese es todo el proceso que se ha de cumplimentar para conseguir una respuesta por parte de la compañía que nos dará el préstamo.

Utilizando los mini créditos al instante, tanto solteros como casados podrán recibir una ayuda a final de mes. Si es la primera solicitud, se pueden pedir mini préstamos de hasta 1000 € sin intereses, la respuesta tardará sólo 15 minutos. Los préstamos rápidos nos ayuda en los momentos difíciles de la vida y es que no siempre resulta fácil llegar a final de mes. Siempre hay algún imprevisto o caprichos que queremos tener. Solicitando los préstamos rápidos podrás conseguir una solución temporal para mejorar su calidad de vida al momento. Además está los créditos sin interés, no tendrás que pagar de más por el dinero que prestas. La cantidad a devolver es la misma que la que solicitas.

Vivus ofrece créditos rápidos de hasta 300 € sin interés para nuevos clientes, es una cantidad relativamente pequeña que no debería resultar difícil devolver, teniendo 30 días para ello. No llevan intereses ni comisiones, lo cual hace que sea una oferta muy atractiva para los potenciales clientes. Solcredito ofrece también créditos sin interés, pero éstos llegan hasta los 1000 €, las cifras son más elevadas. Éstos también dan un plazo de devolución del crédito de hasta 30 días y tendrás tu dinero en tu banco en menos de 24 horas. En los dos casos no hay que pagar interés por el préstamo pedido, lo único que deberás hacer es devolver el dinero que recibe es, ya sea 300 € con Vivus o 1000 € con Solcredito. Ambas plataformas conceden créditos sin interés, pero Solcredito te deja pedir más dinero, hasta 600 € más que Vivus.


Aunque exista una buena planificación financiera, sino están en la misma dirección y no tienen la misma motivación y objetivos, también variará el resultado. Si además tienen diferentes personalidades, por ejemplo uno de ellos es un derrochador y el otro un tacaño, en algún momento esas personalidades terminan chocando. Una vivienda nueva, un viaje o un coche, pueden ayudar a la pareja a tener un mejor comportamiento con el dinero y ceñirse a un presupuesto.

Ahora que son dos los imprevistos económicos también se multiplican por dos. Nunca se sabe cuando un despido, una enfermedad o la avería de un coche pueden pasar tura y eso puede desestructurar toda la familia, todavía más si tienen hijos o cualquier otra persona dependiente. Siempre se recomienda tener un fondo de emergencia suficiente para cubrir por lo menos 3 meses de gastos recurrentes, con un buen plan financiero podrán hacer todo esto sin problemas. Es aconsejable abrir una cuenta conjunta bancaria y cada parte para la mitad de los gastos corrientes. Si las ganancias de los dos son similares este puede ser un buen arreglo, si no, la parte que gane menos también deberán de aportar menos.

Hay parejas que viven juntas o que ya están casadas muchos años y pasan por verdaderas batallas intentando poner orden en sus finanzas. Está demostrado que las parejas discuten mucho por dinero, pero no llegan a ninguna parte y siguen discutiendo porque se dejan llevar por el sentimiento y no por la razón; al final se discute mucho y no se resuelve nada. Cuando se está emparejar la construcción de un patrimonio resulta más fácil si los dos tienen los mismos objetivos y están caminando juntos para conseguirlos; por eso es preciso respetar algunas reglas y compromisos.

Cuando empieza la convivencia juntos, lo mejor es olvidarse de todo lo ocurrido anteriormente y empezar desde cero. Todas las parejas empiezan con otros sectores de su vida a hacer esto, pero no en el apartado financiero. Los dos deben de ser completamente transparentes respecto a cualquier fuga de dinero que tengan y también lo que pueden aportar para la nueva familia. No es un escenario romántico pero si necesario. Nadie precisa perfeccionar la imagen de su compañero, si oculta deudas contraídas con bancos, amigos e instituciones.

Después de haber hablado y haber hecho un presupuesto, nunca más volvieron a mirar la hoja o el archivo. Y es que como en todo en la vida las finanzas también cambian, una cosa que habían puesto como un gasto fijo, ahora perdió su importancia y no lo quieren más, la llegada de un bebé o de un coche o una mascota tal vez lo hizo todo diferente. Lo mejor es hacer una revisión y ajuste por lo menos una vez cada mes; eso servirá de motivación para cada día estar más cerca de sus objetivos y poder ir ajustando el presupuesto paulatinamente, de acuerdo a las circunstancias.

Solamente uno de los dos se quedará responsable de la inversión, los pagos y el ahorro. Las decisiones en cuanto a la gestión del dinero, deben ser consensuadas por ambos y no debe asumir uno solo el control financiero. De esta manera la responsabilidad es igual para los dos, cuando las cosas salen bien o cuando sale mal. Cuando una parte de la pareja gasta dinero sin que la otra lo sepa, empiezan las infidelidades financieras. El ideal en esas situaciones es que los dos tengan los objetivos en mente y separen un importe a los dos justamente para satisfacer esos pequeños caprichos y las finanzas no se pongan en riesgo.


Tendremos la respuesta de si nos lo han concedido o no en varios minutos. Esta nos puede llegar mediante sistemas automatizados, como los que utilizan algunas entidades que conceden créditos online; o por un estudio realizado por personal de estas entidades, la cuestión es que la concesión de los créditos rápidos online se resuelve en minutos. Y es que la naturaleza de los minicréditos así lo requiere, pues las situaciones suelen ser de urgencia, hecho del que las concesionarias dadoras de préstamos son conscientes de quienes son las personas que solicitan ese tipo de créditos requiere de un proceso ágil, con premura.

El interés y el plazo de devolución son otros factores que hay que tener en cuenta. Los minicréditos tienen unas características bien definidas que tenemos que valorar antes de recurrir a ellos para considerar si son la opción idónea que mejor se ajusta a la necesidad de dinero que tenemos.

En lo relativo al interés, los créditos rápidos no aplican un tanto por ciento sobre la cantidad prestada, sino que cobran unos honorarios que suelen ser en una tasa fija por la gestión, aunque bien es cierto que hay créditos online gratuitos, quiero decir, que si pides 300€, devuelves 300€ pasado un mes, ni un euro más.

Lo que más valoran las personas que piden los créditos online por internet, es la agilidad con la que los conceden y la poca dificultad para conseguirlo, que les permite solucionar problemas puntuales que, de no hacerles frente, tendrían consecuencias más graves.

Este tipo de créditos suelen tener un plazo de devolución de 30 días como máximo. El prestatario deberá reembolsar el total de la cantidad recibida junto a la tasa que le han aplicadado.

El proceso es rellenar online un sencillo formulario en el que se nos pedirá información acerca de nuestra fuentes de ingresos. Una vez que lo han estudiado recibiremos el OK y es entonces cuando hay que enviar la documentación pertinente que acredite la veracidad de los datos que hemos dado. Todo este procedimiento lleva unas pocas horas.

Pueden conceder unos modestos cientos de euros, hasta otras considerables que pueden alcanzar los 10.000€. Si el crédito supera los 6.000€, la entidad suele pedir garantías adicionales en forma de aval, es algo que no suele ocurrir en todos los casos y depende en gran medida del estudio de las particulares de cada uno que concurran.

Un justificante de ingresos, una nómina o cualquier otro tipo de documento que nos permita demostrar solvencia será el mínimo exigido para la concesión de estos créditos.

Los tipos de interés son algo más elevados que en los préstamos personales bancarios, si bien la cuota mensual asignada no suele variar mucho entre unos y otros. El plazo de devolución, ofrece una gran flexibilidad y además tienen prórroga, por si no puedes devolverlo a tiempo.

A más plazo de devolución, el coste será más elevado, pero al mismo tiempo, la comodidad de estar haciendo frente a una cuota asequible; que no supone una excesiva presión.

Comentarios

  1. Manténgase sintonizado sin parar la moda gracias a nuestros paquetes ofrecen crédito entre los individuos día y la noche disponible a una tasa de interés del dos por ciento de los 191 euros solamente en contacto con el Sr. DUROU mail: duroumarcel@gmail.com para beneficiar

    ResponderEliminar

Publicar un comentario